Prevalece el “NO” de Francis Suárez a Comisión de Miami por construcción en Brickell

0
69

La Comisión de la Ciudad de Miami se congregó el jueves en reunión ordinaria en la sede del ayuntamiento, para discutir una amplia agenda de varios temas acumulados durante todo el verano.

Uno de los temas más candentes fue la discusión sobre el veto del alcalde a la resolución de la Comisión municipal que permitía cambiar el estatuto de urbanismo en un área de Brickell para de esa forma levantar un edificio de 24 plantas, donde solo se permite construir una altura máxima de 12 pisos con la ordenanza vigente.

Babylon Internacional aboga por el cambio que permita construir el edificio de 24 plantas, específicamente en la propiedad ubicada en 240 Southeast 14th Street, donde antes existió el emblemático edificio Babylon que tanta fama dio a la firma diseñadora Arquitectonica.

El alcalde Francis Suárez explicó por qué el pasado mes de agosto vetó el cambio de ley. Lo hizo “siguiendo las sentimientos y las alegaciones de los residentes, las recomendaciones del director de planificación y espíritu de Miami 21”, la ordenanza que pretende regular la urbanización de la ciudad acorde a las necesidades del siglo XXI.

“Brickell es el área más densa, está al borde de sus capacidades, y como ciudad continuamos creciendo. Continuamos lidiando con los problemas del tráfico y las congestiones vehiculares”, argumentó el edil.

Con su veto el alcalde restauró la el estatuto recogido bajo la ordenanza Miami 21.

Suárez reconoció que el cambio de ley incrementaría el tráfico en Brickell una zona de hecho muy congestionada. “Muchos dicen que el veto tiene un carácter político y yo creo que sí. Efectivamente lo tiene. Es la respuesta política a un problema que preocupa a los votantes, para eso fui votado”, precisó el edil.

Muchos de los asistentes hicieron uso de la palabra en favor y en contra del veto del alcalde. El arquitecto Luis Revuelta defendió su punto de vista y argumentó lo que consideró el poco impacto que tendría el cambio de ley que permita levantar un edificio de 24 plantas en esa zona.

Ernesto Cuesta, presidente de la junta de propietarios de Brickell fue uno de los participantes que se manifestó en favor del veto, explicó que la construcción de un edificio de esa índole sería espantosa. “Por eso el plan Miami 21 restringió la construcción del este tipo de edificios en el área”, dijo.

Después los comisionados expusieron sus posiciones antes de ejercer el voto que finalmente insuficiente para eliminar el veto del alcalde.

De una parte los comisionados Manolo Reyes, Joe Carollo, Wilfredo (Willy) Gort votaron en contra de la posición del alcalde. De la otra, Keon Hardemon y Ken Russell votaron a favor. Para retirar el veto hacían falta 4 votos de los comisionados.

El evento sirvió de marco para rendir reconocer el trabajo de miembros de las fuerzas armadas locales, policías y funcionarios del ayuntamiento quienes recibieron diplomas de mano del alcalde Francis Suárez y además le dieron la bienvenida a tres nuevos residentes, damnificados procedentes de Bahamas.

Anuncios

Deja un comentario